Oratoria: Tu Cuerpo Habla 3

¿Cómo Empleas tu Lenguaje Corporal?

Existen más de seis mil lenguas en nuestro planeta. No todos las conocemos.  Pero existe una lengua que hablamos todos.  Ese lenguaje es UNIVERSAL, me estoy refiriendo al Lenguaje Corporal, la lengua del cuerpo.  El cincuenta por ciento de lo que decimos llega a través de nuestro lenguaje corporal.

Es muy fácil percibir, sin temor a equivocarnos, si la persona con la cual estamos hablando, nuestro interlocutor, tuvo un mal día o si está realmente feliz en ese momento.  Lo más interesante y curioso es que lo detectaremos sin que siquiera pronuncie una sola palabra.  Su cuerpo lo estará diciendo.

Cuando estamos frente a nuestro público, y no hace falta que sea sobre un escenario, nuestro cuerpo estará enviando el cincuenta por ciento de nuestra información.  Por eso es importante dominar y controlar nuestro lenguaje corporal.  Muchos oradores inexpertos o mediocres desestiman la importancia de la ACCIÓN a la hora de hablar en público.  El resultado de ese error será un público que se retirará de la charla sin haber comprendido el verdadero sentido de lo que quiso decir el disertante.  Eso es algo que presenciamos todos los días.

¿Cómo es tu lenguaje corporal? ¿Transmite realmente tu mensaje o expresa todo lo  contrario? ¿Coincide con lo que estás expresando?  Me gustaría que te pongas una mano en el corazón en este momento y me digas si sos conciente de lo que tu cuerpo realmente expresa cuando  hablas con la gente.

Con tu cuerpo estarás diciendo si estás cómodo y  confiado o, por el contrario, si estás ansioso, preocupado, distraído o si estás buscando dónde queda el baño.  Ese lenguaje lo estarás controlando para bien o para mal a través de:

1) contacto visual,
2) movimiento de las piernas,
3) manipular nuestro cabello u objetos,
4) golpear o tamborillear los dedos sobre la mesa,
5) brazos cruzados,
6) puños apretados,
7) dirección hacia donde apunta nuestro pecho (fuera o dentro de la conversación),
8) el apretón de manos,

Sobre estos ocho puntos podríamos escribir varios libros.  Hoy no hemos entrado en detalle. Pero cuidado, lo dicho expresa una tendencia; hay momentos en que las personas, por ejemplo, cruzan sus brazos no porque estén cerradas al diálogo, sino porque tienen frío.

De todas maneras, estemos siempre atentos al LENGUAJE CORPORAL del orador y al nuestro cuando nos estemos dirigiendo a la gente.  Aprovecha el video.

Chau.  HASTA LA PRÓXIMA.

 

 

 

 

Autor: Ricky Funes

Coach Internacional en Oratoria

Un comentario en “Oratoria: Tu Cuerpo Habla 3”

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *